domingo, 22 de julio de 2018

SE INAUGURA LA EXPOSICIÓN EN CADES


Tal como estaba previsto ayer tuvo lugar la inauguración de la exposición: Una iniciativa solidaria digna de contar, en el centro cultural Manolo Cos de Cades.

Esta exposición cuenta las vicisitudes en torno a la construcción de un puente en lugar conocido como El Arrudo, para sustituir un paso de barca de deficiente funcionamiento, ocurrido en el último tercio del siglo XIX. Y como el puente pone en el mapa a ese lugar convirtiéndolo en un centro socio económico muy importante durante la mitad del siguiente siglo y como los serrones, oficio muy reconocido en el valle, fueron los artífices de la construcción de este.

Abrió la exposición el alcalde de Herrerías, Francisco Linares, explicando la importancia que tuvo el Arrudo en esa época.  Francisco, nacido en Cades, era buen conocedor de esa bonanza. De joven participó de ese esplendor de la zona.

El alcalde de Herrerías presentando la exposición
A continuación, Fernando Sopeña explicó el resto de los contenidos de la exposición, invitando a los originarios del municipio, a que revisasen bien los documentos del expediente del puente, donde podrían localizar antepasados que hicieron donaciones o bien que estaban emigrados en Andalucía o haciendo las Américas.

Aspecto de la sala de exposición
Otro aspecto de la sala
La corporación municipal estuvo presente casi al completo y la asistencia fue muy numerosa, integrada fundamentalmente por vecinos del propio Arrudo, de Cades y de Bielva. 
Panel representando las herramientas del serrón
La exposición podrá visitarse hasta el 10 de agosto, en horario de tarde, de las 17 a las 19,30 horas y de martes a viernes. Precisamente los tres siguientes viernes – el 27, 3 y 10 de agosto– habrá unas charlas sobre los tres aspectos de la exposición a cargo de los autores.

miércoles, 18 de julio de 2018

EL ALCALDE DE HERRERÍAS INVITA A LA INAUGURACIÓN DE LA EXPOSICIÓN


Francisco Linares Buenaga, alcalde de Herrerías, junto al concejal de Cultura, Ramón Cuesta García, os invitan a la inauguración de la exposición titulada Una Iniciativa solidaria digna de contar, que tendrá lugar el próximo día 21 a las 19 horas, en el Centro Cultural Manolo Cos de Cades.

Anverso de la invitación

Reverso de la misma

Como ya hemos contado, el Ayuntamiento de Herrerías ha patrocinado esta exposición y para nosotros es un orgullo instalarla en un centro cultural que lleva el nombre de un amigo, de cuya amistad disfrutamos más de cuarenta años.

domingo, 15 de julio de 2018

TAMBIÉN EN LOS MUNICIPIOS PEQUEÑOS OCURREN HISTORIAS GRANDES


Esta semana iniciamos el montaje de una exposición sobre una historia muy bonita ocurrida en Herrerías, en el último tercio del siglo XIX. La exposición se inaugurará el próximo día 21 y tendrá lugar en el Centro Cultural Manolo Cos de Cades, recientemente inaugurado. La exposición la patrocina el Ayuntamiento de Herrerías.

La síntesis de la historia es más o menos la siguiente. En esa época para comunicarse las gentes de Herrerías, donde tres pueblos del municipio estaban divididos de los otros tres, por el río Nansa, existían un único puente en Camijanes y dos pasos de barca; el primero en Pieño, donde se ubicaba la antigua sede municipal y, el segundo, en el lugar conocido como El Arrudo.

El mal funcionamiento de este último que tenía incomunicados los pueblos por dilatados días y además no ofrecía la seguridad necesaria, propicia que las fuerzas vivas del municipio editen una circular en 1885 solicitando fondos a los vecinos, presentes y ausentes, para construir un puente de madera, que le sustituyese.

Estos últimos se organizan en comisiones de recaudación en Cádiz y en al menos cinco pueblos de esa provincia, en Sevilla y entre los que estaban haciendo las Américas, en México, Uruguay y Cuba. La madera la donan los pueblos de Cades y Rábago. El periódico torrelaveguense  El Cántabro  apoya la iniciativa y publica ocho sueltos sobre el tema el siguiente año.
Cartel Exposición

Se inaugura el 14 de noviembre de 1886 y enseguida se genera un movimiento para trasladar la capitalidad de Pieño, al lugar de El Arrudo. Se consigue en la década de los 30 del pasado siglo, dando pie a transformar ese lugar yermo en un centro socio económico que excedía con mucho la importancia del propio municipio. El Arrudo durante 40 años ha sido un centro administrativo, comercial, de comunicaciones, ganadero y de ocio, importante. Fueron docenas de matrimonios los que se forjaron en este lugar.

La automoción de la población, los procesos migratorios rurales y el cambio de hábitos de la gente, llevaron la decadencia al lugar que, salvo la trasformación de un antiguo centro comercial en hotel y la construcción actual de un albergue en la vieja sede municipal, el resto son un conjunto de ruinas. 

El puente que tuvo una vida de 35 años estuvo situado unos 60 metros más al sur del actual y toda la madera fue serrada a mano en los viejos talleres de serrado. Este oficio fue muy característico en todo el valle del Nansa y en Lamasón.

La exposición se dividirá en tres partes. La primera recogerá todos los documentos municipales originales del expediente del puente: circular, donantes, listas de ausentes, subastas de madera sobrante, liquidación administrativa del puente, referencias periodísticas de la iniciativa… Una segunda parte tratará sobre el auge y declive de El Arrudo y, por último, en la tercera aprovecharemos  para rendir  un homenaje a los viejos oficios de arrastradores de troncos y a los serrones, mediante la exposición de herramientas, dibujos, fotografías y maquetas de estas actividades. También habrá un ciclo de charlas sobre estas partes.

martes, 3 de julio de 2018

CUANDO LOS VECINOS DE HERRERÍAS PASABAN DIFICULTADES


Las dificultades por la que pasaban los vecinos de Herrerías en 1883, obligaron al Alcalde a remitir un escrito a la Excma. Diputación Provincial de Santander en solicitud de ayuda, que por su interés reproducimos:

“Que años hace la situación económica de los vecinos de este ayuntamiento viene siendo cada vez mas precaria, por consecuencia de las malas cosechas y excesivas contribuciones que vienen satisfaciendo.

Que en el año actual los grandes temporales que han sufrido en el mes de marzo último, han sido causas de las pérdidas de numerosas cabezas de ganado, principal riqueza de estos labradores, debido a que la escasísima cosecha de yerba y maíz que recogieron han tenido que sostener con este grano a las cabezas de ganado que han podido conservar, viéndose hoy sin tener con qué alimentar a sus familiares, ni menos con que atender a la próxima siembra.

Tan deplorable situación no podía mirar con indiferencia este ayuntamiento y en su virtud y teniendo en cuenta el interés que siempre ha demostrado la Corporación Provincial, en bien de los municipios, y siendo además Usted la única autoridad a que estos deben acudir en sus tribulaciones.

A Usted suplican se sirva prestarles su apoyo solicitando del gobierno la libre introducción del maíz, como único medio de que estos labradores lo pueda adquirir al precio de unos 24 reales fanega, en vez de los 60 de los que hoy les cuesta, y que tiene que ir en aumento de día en día por virtud de la escasez de este grano: que además solicitan también la condonación de un semestre de consumo para desahogar a estos vecinos de un impuesto que, dada la miseria que sufren, no pueden humanamente satisfacer.

Gracia..” Lo firma Manuel Palacios. Alcalde

Texto reproducido 
Este escrito nos permite hacer algunas reflexiones. Al igual que la nevadona de cinco años más tarde, ya explicada en este blog, las fuertes nevadas tenían lugar en el tardío, prácticamente en primavera   -meses de febrero y marzo- cuando las más temidas eran las que tenían lugar antes de navidad.

De otro lado, nos permite adivinar, cosa que hemos mantenido en todos nuestros textos, la importancia vital que para la alimentación humana tenía el maíz.

Por último, un par de cuestiones. Vemos como operaba ya la ley de la oferta y la demanda. Si el precio normal de una fanega de maíz eran 24 reales, pagarlo a 60, suponía un incremento de un 250%. Una salvajada económica.

El impuesto al consumo que se solicita condonar durante seis meses, era un impuesto indirecto que gravaba los bienes de primera necesidad: alimentos, bebidas alcohólicas, la sal.. que  fijaba el municipio a cada familia residente. Se eliminó a principios del siglo XX.


domingo, 1 de julio de 2018

LOS PRIMEROS NOPALES EN CADES


En agosto del pasado año publicamos una entrada en este blog, explicando que habíamos plantado algunas pencas de chumbera, que habíamos pedido a un vecino de Pieño, que dispone de una muy grande en la fachada de su casa. Las teníamos en tiestos y esta primavera las pasamos a tierra.

Tenemos una media docena de ellas y ya hemos iniciado la recogida de pencas – lo que en México llaman nopales- para degustarlas. El nopal es un alimento rico en agua, fibra, calcio y potasio. La cantidad de fibra presente disminuye las concentraciones de colesterol, triglicéridos y glucosa en la sangre por lo que es muy recomendable para personas diabéticas y obesas. Las pencas del nopal, exentas de las espinas, son obligadas en las ensaladas y en numerosos platos como acompañamiento.

Una de las matas de Cades
Nosotros las cocemos con un poco de cebolla y un diente de ajo y cuando han empezado a hervir se apagan. Se dejan enfriar y cortadas en juliana son un excelente acompañamiento de las ensaladas. También se pueden poner a la brasa enteras y comerlas como si fuesen un filete.

Pencas limpias preparadas para cocer
Los mexicanos han entendido muy bien la generosa fuente de alimento del nopal, no sólo por su alta productividad sino también porque se encuentra disponible aún en las condiciones más difíciles, produciendo más de 600.000 toneladas de nopal verdura al año. Buena parte de la producción se exporta a EE. UU. En los mercados se encuentran auténticas torres elaboradas con las pencas, para su venta.

Lo antipático es saber manipularlas para evitar que te queden pinchos en las manos. Pero, como todo en esta vida, uno debe aprender a cogerlas y limpiarlas. También aprendimos a sacar las castañas de los erizos.

Otra planta de Cades
Para aquellos que las quieran probar, les recomendamos lo hagan en alguno de los numerosos restaurantes mexicanos que hay en nuestro país.